martes, 17 de noviembre de 2009

VALORES HUMANOS


Llevo meses obsesionada. Soñando con nada, pero con sensación de angustia. Con un tormento mental al que me costaba ponerle palabras, pero creo que ahora sé por dónde van los tiros.
Me asusta no estar en mi sitio, me asusta no estar enseñando algo valioso para la vida de los "pequeños maestrillos" a los que dicen que educo. Me asusta, porque creo que los contenidos a los que le damos tanta importancia, no son ni lo que quieren, ni lo que necesitan aprender...
¿Cómo acercarles a la conciencia, a los valores que les van acercar a una vida plena, cómo sacarles del tormento social al que les sometemos diariamente dentro y fuera de la escuela? No me extraña que vengan rebotados, saben mejor que nosotros lo que les produce tranquilidad interna y precisamente nosotros (los profes) no es eso lo que les trasmitimos.
Hay que enseñarles a vivir, no a luchar y ser "mejor" que el vecino, hay que restarles estrés no sumarles angustia... me asusta en serio, creo que desde esta perspectiva, aun estoy en pañales.

Hoy tras el agotamiento de día que suponen los martes y con la suma de circunstancias que se han añadido al carro, pensaba que no sería capaz de echarme la puerta afuera a rodar un "ratillo".
¡Qué a punto ha llegado Juan Antonio a casa.! ¿Te vienes a correr? "anda, estaba pensado en ir, pero de momento ganaba la pelea la pereza..." ni pensarlo. Me calzo, me pongo las mallas y a ver como sigue la vida del carril-bici que hace meses que no visito.
43' de conversación que me han hecho replantearme mi labor. Valores humanos...que falta hacen. A ver cómo...

1 comentario:

Mario Morales dijo...

nosotros como maestros o educadores muchas veces caemos en las prisas de los programas educativos y esto nos come de tal manera que les enseñamos o creemos que les enseñamos las cosas valiosas, cuando las cosas valiosas no vienen en los libros, son parte de la formación humana que tiene uno y esta viene del seno familiar como son: la atención el respeto, la tolerancia, la humildad, y todos esos detalles que van integrados en nuestro curriculm oculto como persona no como docente, que a su vez perdemos por los tiempos, las presiones y todo aquello nos hace olvidar lo que realmente vale para la educación de uno y así de los alumnos que dependen de nosotros. Mi correo es horacio149@hotmail y horacio149@gmail.